viernes, 24 de abril de 2015

Dos Buenos Riesling Básicos

El Domaine Ostertag, en Alsacia, fue fundado en 1966, y practican una viticultura y elaboración
biodinámicas. En el Domaine se elabora una gama de vinos a los que llaman "Vinos de Fruto", en los que se busca sobre todo la expresión de la variedad de uva utilizada, por encima de la transmisión de las características del terroir. La letra "E" en la etiqueta hace referencia a la localidad de Epfig, en la que se localizan los 15 viñedos de los que provienen las uvas con las que se elabora este vino. Fermentación con levaduras indígenas y cranza de alrededor de un año en acero inoxidable, con certificación orgánica y biodinámica. El Domaine Ostertag Vignoble d'E Riesling 2012 (AOC Vin d'Alsace, blanco con crianza en acero 100% Riesling, Domaine Ostertag) es un vino de color amarillo pajizo con reflejos ya dorados, intenso y bonito. La nariz es de intensidad media, con hidrocarburos inicialmente, que dan paso a manzanas, aromas cítricos y heno recién cortado, con notas de flores blancas. En boca encontré una acidez menor de la que esperaba, y un punto leve de dulzor que con el que no contaba en un Riesling alsaciano, siendo un vino muy frutal y muy agradable. Tuvo mucho éxito en la mesa.
La familia Selbach-Oster lleva dos modelos de negocio bajo el mismo techo. Por un lado el Weingut Selbach-Oster y por otro lado J. & H. Selbach weinkellerei, négociant. Los Selbach llevan unos 350 años elaborando vino, y para algunos Johannes y Barbara Selbach son responsables de varios de los mejores vinos del Mosela medio. 21 Ha de viñedo, 98% Riesling y 2% Pinot Blanc, y prácticas como la fermentación con levaduras indígenas y uso de viejos fudres para la crianza marcan la personalidad de sus vinos. El Selbach Riesling Kabinett "Trutta Fario" 2013 (Mosel, blanco joven 100% Riesling, J. & H. Selbach) es un vino de color amarillo pálido, brillante, con reflejos verdosos. Aromas a piel de cítricos, hierba recién cortada, flores y frutas blancas muy agradables. En boca es un vino ligero, con una acidez fresca y un punto de dulzor muy atractivo que le da un muy buen final.
Dos Riesling básicos de calidad, muy agradables para aperitivos o para sentarse en buena compañía y disfrutar de una botella viendo el mar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario